Thomas buscará detener a WCKD en “Maze Runner: La Cura Mortal”

maze runner la cura mortal
“Maze Runner: La Cura Mortal” es el capítulo final de la trilogía de acción y ciencia ficción estadounidense. Dirigido por Wes Ball, basado en “The Death Cure”, el libro final de “The Maze Runner”, escrito por James Dashner.

En Maze Runner, los Gladers aparecieron en medio de un laberinto gigante patrullado por monstruos letales. Sin recuerdo alguno de quiénes fueron antes de haber llegado al Glade, el misterio abundaba, y salir de las paredes opresivas del laberinto era su preocupación principal. En Maze Runner: Las Pruebas, han alcanzado su objetivo, sólo para descubrir que el mundo exterior contiene igual cantidad de horrores.

Y ahora, en Maze Runner: La Cura Mortal, los Gladers han pasado a formar parte finalmente de la pesadilla que es su realidad. Ha pasado tiempo desde los eventos de las pruebas, durante el cual Teresa traicionó a sus amigos y Minho fue capturado por la organización siniestra WCKD. Cuando da inicio la película, los Gladers están orquestando un complejo asalto a un tren para intentar rescatar a su amigo; situación que los ha preparado finalmente para pelear en vez de huir.



“Es el mundo de WCKD”, comenta Wes Ball, director de la película. “La última ciudad que queda. WCKD ha construido a su alrededor las mismas paredes del laberinto, con la intención de cercar la ciudad para proteger a este grupo principal de gente que está intentando sobrevivir al virus Flare. Están buscando seguridad, una cura, lo que sea”. Así que en “La Cura Mortal” se cierra el ciclo. Mientras que antes, los Gladers estaban intentando escapar de su prisión, ahora están intentando irrumpir en lo que para WCKD es el paraíso. “En esta ocasión es, en efecto, una película de asalto”.

Protagonistas: 
Dylan O’Brien, Kaya Scodelario, Thomas Brodie-Sangster, Ki Hong Lee, Giancarlo Esposito, Aidan Gillen, Barry Pepper, Will Poulter y Patricia Clarkson.

Estreno: 25 de enero 2018



Reseña

“Maze Runner: La Cura Mortal” llega luego de las dos primeras y emocionantes partes de esta trilogía de thriller y acción. Tiene todo para ser un verdadero éxito, debido a los detalles de amistad y apoyo, por parte de los grandes amigos: Thomas, Minho y Newt. Una vez más, Thomas (Dylan O’Brien) pasa por una encrucijada de saber si confiar nuevamente en Teresa (Kaya Scodelario), luego de que ella los traicionara en la segunda película “Maze Runner: Las Pruebas”.

La duración de la película es algo que juega un poco en contra debido a que por momentos se siente que hay escenas que estarían demás; pero esto no resta lo entretenido y emocionante de la misma. Hay algunas escenas que son predecibles, debido al contexto y el background que se tiene de las otras dos partes de la trilogía, porque te deja a la espera de ciertas acciones de los personajes.

El punto más alto es cuando luego de entrar a esta gran ciudad, buscan salir de ella, en medio de una gran batalla. Imposible dejar de mirar la pantalla y aguantar la respiración esperando que puedan salvarse. Buen cierre de la trilogía Maze Runner y con el final que muchos esperaban que tuviese. Realmente los personajes se dejarán extrañar y la nostalgia nos llevará a hacer una maratón de ellas.