Manuel Gold y Jely Reátegui en “El primer caso de Jack & Black”

El primer caso de Jack & Black

Luego de éxitos como “Los Fabulatas” y “Casi Don Quijote”, Gestus Producciones presenta El Primer Caso de Black & Jack, comedia del absurdo con estética ochentera, que juega con el estilo de las antiguas series de detectives.

“El Primer Caso de Black & Jack”, es el producto de una creación colectiva entre la directora Paloma Reyes de Sá, Carol Hernández (directora adjunta) y los actores Manuel Gold (Black), César García (Jack), Jely Reátegui (Yesika), que cuenta la historia de dos hombres desempleados aficionados a las historias de espionaje que se conocen por casualidad en una salida nocturna.



Luego de encontrar una misteriosa maleta terminan enredados en un caso que involucra a una mafia de mesas de juego clandestinas, dinero (mucho dinero), una descontrolada y sexy bailarina exótica con acento español, pero no española y una carta trucada que les permitirá infiltrarse en esta mafia haciéndose pasar por (o jugando a ser) detectives sin tener experiencia para el caso. Receta perfecta para el desastre.

“Creamos algo juntos una vez más… Aquí la “Creación Colectiva”: ese sistema donde jugamos y sólo después descubrimos qué historia vamos a contar”, comenta Paloma Reyes de Sá, directora de esta divertida y desfachatada puesta en escena. “Empezamos a jugar desde nuestras ganas de reírnos. Así creamos. Empezamos a imaginar lo que nos puede divertir, improvisando escenas sin filtro alguno y así encontramos algo que nos indica el camino. Hace poco descubrí que eso se llama “automatismo”, un sistema de conexión de hilos invisibles que nos muestra una imagen, un movimiento, una escena, una historia. La palabra técnica suena a automático, pero no. Sólo es aquello que no puedes predecir, lo que sale del impulso, la risa, el no tener el control. El impulso ahora se llama “El Primer Caso de Black Jack (la comedia prohibida)”. Prohibida porque somos extraños, no tenemos miedo, decimos lisuras, jugamos con la sexualidad, los personajes no tienen la moral que el mundo espera, ni tampoco son políticamente correctos. Son un poco de todo, un poco del vecino homofóbico que es gay, la colega sensual que no tiene reparos de mostrar su sexualidad, el hipócrita, la mercantilista, el crítico, el mentiroso, el amigo dependiente… Son la exageración, lo ridículo. En esta creación hemos dejado de lado la ternura por un rato y decidimos burlarnos descaradamente de la humanidad”, comenta.

TEATRO JULIETA. PASAJE PORTA 132, MIRAFLORES
Del 3 de octubre al 6 de diciembre, martes y miércoles a las 8:30 pm
Entradas: General S/44.00 y estudiantes S/27.00. A la venta en Teleticket y en la boletería del teatro.